En diálogo con Héctor Ramón Rubinstein

Héctor Ramón Rubinstein es Doctor en Ciencias Químicas y su historia con la Maestría en Administración y la UNC tiene larga data y multiplicidad de roles desempeñados. En esta nota desandamos el camino recorrido y reflexionamos sobre la importancia de la actualización permanente para la creación de currículas competitivas en estudios de posgrado.
rubinstein-2-editado-3Actualmente,  Rubinstein se desenvuelve como coordinador del área de innovación y actualización académica del MBA y de los procesos de creación de tesis. “Mi función principal, dentro de esta área, es buscar y actualizar el contenido de la currícula para que nuestra Maestría se completamente innovadora en su materia área específica”, explicó Rubinstein.

En pocas palabras, Héctor Rubinstein es el encargado de organizar el complejo entramado que una tesis de Maestría significa. Desde el planteo de la hipótesis hasta la defensa oral. Sí, él está presente en todas esas instancias del proceso.

“No sólo se trata de la cuestión puramente metodológica, sino también de evaluar si un tema es innovador, cómo aporta al estado del arte ese trabajo científico y claro, de gestionar las acciones entre el maestrando y el director”, explica Rubinstein sobre los pasos y procedimiento para adquirir la rigurosidad científica esperada.

Simuladores, videos juego e inteligencia artificial ¿cómo aplicarlas en el aula? 

Héctor Ramón Rubinstein fue también parte fundamental de la introducción del simulador web para la gestión de empresas online en el marco del módulo Evaluación de Proyectos de Inversión, como metodología alternativa para un aprendizaje integral. Le preguntamos su opinión sobre la introducción de nuevas tecnologías en la educación superior y cuáles son objetivos que se plantean como institución en un futuro cercano.

“Este tipo de herramientas, como el simulador, son las que hay que ir instalando para actualizar, poco a poco, las nuevas metodologías de enseñanza que sean acordes a esta dinámica tan rápida”, explicó Rubinstein.

A su vez, expresó la necesidad de estar constantemente pendientes de las nuevas tecnologías que surgen y se implementan para mejorar. Está claro que ya no sólo se trata de tecnologías educativas sino también de buscar aquellas personas líderes en la temática y aprender de sus conocimiento a través de charlas, seminarios, congresos y demás eventos.

“Para el año que viene estamos pensando apuntar hacia la inteligencia artificial. La primera vía de acercamiento será buscar referentes del área en Argentina que nos brinden la primera aproximación. Luego resolveremos cómo incluirlo a la currícula siguiendo todos los pasos burocráticos o administrativos para el cambio”, aseguró Héctor.

El elemento diferenciador

“La Maestría tiene como elemento diferenciador su permanente dinámica. Es abierta e innovadora en cuanto a la actualización de sus contenidos”, afirmó el Doctor. Sin dejar de lado su base estructurada para el cumplimiento de ciertas normas educativas, este MBA también se diferencia por las formas de participación del alumnado.

“Desde el MBA trabajamos para que la misma no represente una cuestión netamente presencial, sino por el contrario, que los maestreando se sientan motivados y estimulados para participar e intervenir en la creación del conocimiento”, sostuvo Rubinstein.

Además, agregó la importancia de los trabajos finales y su inserción en demandas regionales reales, con lo cual ya no sólo se realizan trabajos que aportan nuevos conocimientos desde lo teórico, sino que también se empieza a poner en juego la transferencia de conocimientos hacia el sector productivo.

Estudiar una Maestría ¿Por qué?

“No podemos hablar de una sociedad que no sea la del conocimiento si queremos hablar de progreso”, aseveró. Rubinstein, convencido, aseguró que hoy los valores y pilares del desarrollo se basan en el conocimiento. Es la actualización permanente, la adquisición de  nuevos conocimientos y demás, lo que impulsan a abrir la mente hacia procesos innovadores, fundamentales para cualquier tipo de actividad productiva y de impacto social. Un posgrado, es sin dudas, una de las herramientas esenciales para lograr esos objetivos.

El perfil

– ¿Un hobbie?

Buceo y tenis ¡los practico, no sé si bien, pero los practico!

– ¿Una canción o una banda?

Música de fusión latinoamericana. Mi hijo es líder en ese rubro, su banda se llama Antigal.

-¿Un libro?

Autores latinoamericanos, seguro. Estoy leyendo a Mario Vargas Llosa, toda su obra y claro, sigo llevando a cabo proyectos de investigación básica sobre micotoxicología y los materiales de lecturas referidos al tema también me interesan mucho.

 

Conocé a todo el cuerpo docente que integra la Maestría en Administración ingresando acá.


10 de noviembre de 2016Volver a las Novedades >